• La nueva oferta curricular para estudiantes de Tercero y Cuarto Medio comprende 27 cursos electivos en tres grandes áreas: Lenguaje e Historia y Filosofía; Matemáticas y Ciencias, así como Artes y Educación Física.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
*La medida que se implementará a partir del año 2020 contempla seis ramos obligatorios como son Ciencias para la Ciudadanía, Educación Ciudadana, Filosofía, Inglés, Lengua y Literatura y Matemáticas. Los establecimientos de enseñanza media en sus tres opciones, científico-humanista, artístico y técnico-profesional deberán acatar el cambio, incorporando entonces a la última modalidad, que no tenía en su currículo las asignaturas de Historia y Educación Física.

El intenso debate sobre la modificación del plan común de formación general para los estudiantes de Tercero y Cuarto Medio que implica el paso de las asignaturas de Historia, Educación Física y Salud, así como Artes al plan electivo sigue vigente.

A tres semanas del anuncio hecho por el Ejecutivo Nacional, se conocen reacciones tanto a favor como en contra, pero aún son muchas las dudas que existen entre docentes, alumnos, apoderados y autoridades locales sobre la aplicación de este cambio que comenzará a regir a partir del año 2020.

Algunos profesores han manifestado molestia porque no tenían conocimiento de la propuesta, mientras que otros actores, como alcaldes de diversas comunas a lo largo del país, -entre ellos los de La Serena e Illapel- señalaron que en los colegios municipales no se van a dejar de impartir estas materias.

Pero, ¿de dónde proviene esta idea y cuál será su alcance? ¿Qué es lo que realmente piensan los profesores y la población al respecto? ¿Cómo están abordando el tema las autoridades?  Estas son cuestiones que El Día trata de responder tras consultar a los involucrados. 6101iR

“Jóvenes tendrán la posibilidad de elegir”

De acuerdo a la explicación dada por la Ministra de Educación Marcela Cubillos el pasado 24 de mayo a través de su cuenta de Twitter, que Historia pasara a ser electiva en los mencionados cursos fue una decisión aprobada por el Consejo Nacional de Educación en febrero del 2018, es decir, durante la gestión de Michelle Bachelet.

Al asumir Sebastián Piñera como presidente en marzo de ese año, se le hizo seguimiento al tema con representantes del Gobierno anterior,  del Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (CRUCh), de universidades privadas y un miembro de la alta dirección pública, todos ligados al área educacional.

Informó que la totalidad de conocimientos de Historia están distribuidos desde Primero Básico a Segundo Medio, mientras que en Tercer y Cuarto medio se agrega la asignatura de Educación ciudadana, que dado su enfoque debe ser impartida por docentes de Historia, Geografía y Ciencias Sociales. Además Filosofía pasa a ser una asignatura obligatoria.

3 cursos electivos por año podrán escoger los alumnos de Tercero y Cuarto Medio

Desde su perspectiva, cada estudiante tendrá la opción de escoger ramos según sus intereses. “Esto permitirá motivarlos más con sus estudios y favorecer una transición hacia la educación superior.

Una cuestión que reforzó el Seremi de educación, Claudio Oyarzún, en entrevista con El Día.

“El tema que pasa muy en segundo plano en este debate es la posibilidad que tienen los niños de elegir (…) A algunos les gusta la matemática, a otros las ciencias sociales y a otros física, química o biología. Si están en directa relación con sus intereses o necesidades y se mueven por la curiosidad, a lo mejor estos cambios les va a permitir tener una proyección de su propia vida de manera más marcada”, acotó.

Los voceros del Gobierno también rechazan que se hable en términos de “menos historia o menos educación física para los alumnos”, porque a su juicio lo que se busca es actualizar la malla curricular pensando en el cambio de la sociedad a lo largo de los años, y también dependerá de cada recinto, -de acuerdo a su proyecto educativo-, la cantidad de horas que destinarán a las actividades extracurriculares o cursos electivos.  

“La tendencia mundial es avanzar hacia un ciclo terminal de la etapa escolar con alta electividad y un mínimo variable de asignaturas obligatorias, lo que permite dotar al currículum de mayor flexibilidad y a los estudiantes de un gran poder de decisión respecto a lo que desean aprender”, escribió en otro tuit la ministra Cubillos.

¿Qué pasa con educación física?

En otras publicaciones hechas en la cuenta de Twitter de la Ministra de Educación en días posteriores, respondió al señalamiento hecho por el senador Guido Girardi y la diputada del distrito 9 en Santiago, Erika Olivera, quienes catalogaron de negligente y lamentable que Educación Física pase a ser un ramo optativo, cuando Chile es uno de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) con mayores índices de obesidad y sedentarismo.

Cubillos aclaró que la decisión respecto a esta materia también fue tomada por el Consejo Nacional de Educación CNED en febrero del 2018 y que actualmente el 40% de alumnos que egresan de Enseñanza Media vienen de liceos técnico-profesionales, que no tienen Educación Física y que “ni siquiera tienen la opción de tenerla, hasta hoy”.

“La continuidad en la política curricular es importante. Y debe ser una política de Estado. Por eso existe una institucionalidad clara, con un CNED autónomo que define el currículo”, comentó.

Por su parte Claudio Oyarzún defiende que con esta modificación se brinda la posibilidad que los centros educativos de incorporar en su malla curricular la actividad física.

“Hay que tener sentido común (…) es toda una trayectoria, desde pequeños, en la casa, a nivel parvulario, en toda la básica y enseñanza media debe haber una cultura sobre la práctica del deporte, de danza o baile que generen en nuestros niños un hábito (…) queremos promover una vida sana y saludable, para eso existen programas como Elige Vivir Sano que se desarrolla dentro de los colegios”, acota.

 Y por último, destacan el compromiso que las familias deben asumir en el asunto.

“Cada familia sabe cómo cría a sus hijos y cómo los alimenta. Decir que vamos a llegar a Tercero Medio con un problema de obesidad muy importante en los jóvenes es pretender decir que toda la trayectoria anterior no sirvió y yo creo que la idea es que nuestros niños desde pequeños practiquen deporte”, indica.

 

La gran discusión ciudadana

Más de 670 comentarios generó el tuit de la Ministra Marcela Cubillos en el que anunció la modificación curricular y donde quedó en evidencia la postura de los usuarios, algunas a favor y otras en contra. Esta tendencia se repitió en las notas divulgadas  por los medios y en el caso de El Día, la primera publicación sobre el tema registró 122 comentarios.

“Como dice la canción ‘un país sin historia, es un país sin memoria’. Yo estudié cuando todas las asignaturas eran obligatorias. El conocimiento no ocupa espacio”, escribió Casandra Smith, al enterarse que historia dejaría de ser una asignatura obligatoria para Terceros y Cuartos Medios.

Por su parte, Olga Del Mar aclara que “los niños van a aprender lo mismo de siempre, la diferencia es que en vez de hacerlo de Primero a Cuarto Medio, lo harán de Primero a Segundo medio, siendo los dos últimos años para asignaturas optativas de especialización según los intereses y aptitudes de los estudiantes. ¿Cuál es el perjuicio?”, se pregunta.

 

De la misma manera, los profesores también se han manifestado al respecto en diferentes actividades, como la clase al aire libre convocada el pasado 6 de junio por un grupo de profesores que se instaló en el frontis de la Intendencia regional para disertar sobre el cambio en la malla curricular.

Rosa Castex Moreno, dirigente del Colegio de Profesores y docente activa, considera de alguna manera “peligrosos” esos cambios que se pretenden implementar.

“Lo digo en el sentido que la historia es fundamental para las memorias y un pueblo sin memoria no tiene nada. Entonces ¿qué van a saber nuestros niños del pasado?,  de hecho nosotros hemos analizado esto y precisamente en los cursos de Tercero y Cuarto Medio se profundiza mucho lo que es la historia de Chile”, apunta.

Por su parte Solange Pizarro, dice que no está de acuerdo porque a lo mejor los jóvenes “no están preparados para tomar la decisión de cuáles son las materias que quieren ver y podrían hasta arrepentirse después”.

El profesor de educación física Eduardo Blanchard, quien imparte clases en el colegio José Miguel Carrera, señala que se venía escuchando de un cambio en la malla curricular, pero siempre pensaron que se iban a aumentar las horas de esa área.

“Esto es una bofetada a la problemática como país en cuanto al sobrepeso y obesidad. Estamos luchando fuertemente para que nuestros estudiantes y sociedad cambien, pero con esto será peor. Si ya nos cuesta trabajar hoy día con lo que tenemos, imagínate si los alumnos pueden optar a hacer o no deporte (…) consideramos que es retroceder, porque estábamos planificando un  trabajo integral de educación física y salud, pero nos queda claro que no entiende que un país sano depende mucho de la educación física”, argumenta.

Mario Sánchez, presidente del Colegio de Profesores en La Serena, califica de “incongruente” la disposición de establecer como optativas Historia y Educación Física, tomando en cuenta la situación por la que atraviesa la educación pública a nivel nacional.

“Estamos en total desacuerdo con que materias tan sensibles se vuelvan ramos electivos (…) queremos que los ciudadanos tengan una formación en todos los campos del saber”, expresa.

Consultado sobre sí tenía conocimiento previo respecto a la intención de modificar la malla curricular, Sánchez comenta que solo participó en una consulta online.  

“(…) Las respuestas iban totalmente dirigidas y no hubo posibilidad de dialogar o de convencer al otro de que lo se estaba haciendo no era correcto. Entonces para nosotros esa consulta fue hecha simplemente para validar lo que ellos querían hacer y no tenía la función de admitir la opinión de los profesores”, asevera.

Del resto, los demás profesores entrevistados por El Día para este trabajo, indicaron que no tenían conocimiento sobre la medida y se enteraron a través de las noticias o por redes sociales.

Finalmente, la alumna Suemí Carvajal, quien cursa Segundo Medio en el Colegio José Manuel Balmaceda, recalcó que no le parece buena idea este cambio, ya que a su juicio estas asignaturas son esenciales en la educación que recibe cada joven.

“Creo que historia es un poco más fundamental por el contenido que se nos entrega y su relación directa con la formación de pensamientos y mentes críticas, porque así deberían ser las próximas generaciones de chile. Esto también afecta a los profesores, tienen menos horas de trabajo y no sabemos qué otros límites les va a colocar en el futuro”, agrega.

 

Mantener Historia y Educación Física como obligatorios

Tras informarse del cambio en el plan común para Tercero y Cuarto Medio, fueron varias las autoridades locales en todo el territorio nacional quienes rechazaron la propuesta y anunciaron que al menos en los colegios municipales se mantendrán las asignaturas de Historia y Educación Física como obligatorias.

En nuestra región específicamente, uno de los primeros en sumarse fue el alcalde de La Serena Roberto Jacob.

“Yo creo que el no tener clase de Historia significa mantener en la ignorancia a nuestros niños y no es lógico que dejemos de impartirla. Ósea, ya no tenemos Educación Cívica, los alumnos viven preguntando quiénes son las autoridades, qué hacen, cuántos son, entonces no queremos que después estén preguntando quién es Arturo Prat, Bernardo O'higgins, o no sepan nada de las batallas o guerras como la del Pacífico”, sostiene.

Jacob cree que la Educación Física también es importante, porque en la actualidad hay un gran problema de obesidad y la idea es que los jóvenes  tengan horas para ejercitarse y mejorar su estado físico.

“(…) Mientras la Corporación Gabriel González Videla dependa del municipio vamos a mantener estos ramos. A mí no me interesa armar polémica, esto no es para pelear con nadie, pero como yo tengo la facultad, tomé la decisión de hacerlo. Tampoco digo que quienes pensaron en la medida lo hicieron de mala fe, ellos tendrán sus puntos de vista y a lo mejor si los argumentos que tienen en algún momento me pueden convencer es otra cosa, pero hoy día considero que dichas asignaturas son de primera necesidad”, explica.

Asimismo piensa el alcalde de Illapel, Denis Cortés Vargas, quien hace días manifestó estar en desacuerdo con la modificación y aseguró que mientras sea la máxima autoridad en la localidad, se respetará la malla curricular actual que contempla horas obligatorias para las asignaturas de Educación Física e Historia.

“(…) La ley nos da herramientas como sostenedores de presentar nuestros propios proyectos, los cuales quedan contemplados en el plan de desarrollo educacional que luego debemos presentar al Ministerio. Sí es verdad que ellos deben aprobarlo pero la opción está allí, nos dejan esas facultades, por lo tanto no debería afectarnos y ese es el compromiso que asumo”, razonó.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X