Crédito fotografía: 
Leonel Pizarro
El siniestro comenzó pasada la 01.00 de la madruga en dos locales, y paulatinamente se fue extendiendo hasta alcanzar a unas 34 bodegas de comerciantes mayoristas. Afectados será reubicados en otro sector del espacio mientras se desarrollan las tareas de reconstrucción.

El Ovallino 

Es de madrugada en Ovalle. Pasada la primera hora del día la oscuridad de la noche se ve superada por una llama que cada vez se va haciendo más y más grande. Lo que comenzó en apenas dos locales, se fue extendiendo poco a poco por las bodegas vecinas, y para cuando llegaron los voluntarios de bomberos, cerca de las dos de la mañana, ya el incendio había crecido en magnitud y amenazaba con extenderse hacia locales que estaban al otro lado de las calles.

Fue el lamentable despertar que tuvieron los locatarios del sector mayorista de la Feria Modelo de Ovalle, luego de que un voraz incendio consumiera más de 30 bodegas y puestos de verduras.

Tras combatir por un par de horas el fuego, varios equipos de Bomberos de Ovalle lograron controlarlo y extinguirlo, no sin antes ver cómo se reducían a cenizas un total de 34 bodegas, un camión de carga, un transpalets, y decenas de balanzas, refrigeradores y otras herramientas para la venta del producto agrícola.

Locatarios estiman que entre 8 y 15 millones de pesos tendrían en promedio en mercancía, sin contar con equipos para la venta y la propia infraestructura levantada por ellos mismos.

Con gran esfuerzo 



Gladys Cortés tiene más de 25 años como comerciante de la Feria Modelo, de hecho uno de sus hijos también cuenta con una bodega para la venta de productos agrícolas. Cuenta a El Ovallino que este viernes ambos lo perdieron todo en el incendio de la madrugada.

“Me avisaron como a las 3.00 de la mañana, nos avisaron los mismos compañeros que trabajamos acá, pero de la Feria Modelo. No salvé nada de mi local, tenía paltas, pesas, material, la bodega nos costó mucho trabajo hacerla, la fuimos haciendo poco a poco cada uno de nosotros. Mi hijo tenía más de un millón de pesos en efectivo guardado en su local y se le quemó por completo”, contó con tristeza la comerciante.

Por su parte, Humberto Araya estima en más de 30 millones de pesos su pérdida.

“Tengo toda una vida trabajando en esto, me habrá costado levantar el local unos 25 millones de pesos. Tenía 600 mallas de cebollas, 150 sacos de papas, 90 sacos de alimentos para mascotas, más de 40 cajas de pepinos, y todo se quemó y se perdió. No se puede recuperar nada porque todo está afectado por el fuego y por el humo”, indicó en tanto el experimentado comerciante.

Locales de las aceras frontales también se vieron afectados de alguna manera, ya que se quemaron o se derritieron sus avisos, letreros, luminarias externas o mallas raschel, con las que se cubrían de las inclemencias del sol.

“La catástrofe más grande”



Por su parte el Presidente Sindicato de Comerciantes Mayoristas de la Feria Modelo, Agustín Pinto, apuntó que en las tres décadas que tiene trabajando en ese rubro comercial, nunca habían tenido que enfrentar una situación de iguales características.

“Esta ha sido la catástrofe más grande que hemos tenido acá en la Feria Modelo, nos había afectado el viento que levantó unas calaminas, o una lluvia fuerte que nos inundó el sector, pero nunca habíamos enfrentado algo así.

Los locatarios acusan que no había personal de vigilancia que permitiera el acceso a los bomberos, y que por ello no se controló a tiempo el incendio. 

“Nosotros llegamos a eso de las 2.00 de la mañana, el Cuerpo de Bomberos no había podido entrar porque no había guardias, estaba cerrada la puerta y la tuvieron que echar abajo. Cuando llegaron dijeron que había dos locales quemándose, si hubiesen podido ingresar en ese momento tendríamos unos cuatro locales quemados, ahora tenemos más de 30 locales quemados. No se abrió la puerta de manera oportuna”, acusó el dirigente gremial.

Destacó que se tuvo que entrar por el acceso de la avenida La Feria que es una puerta alternativa que no estaba preparada con esa finalidad.

“Llevamos muchos meses pidiendo una puerta de emergencia, para casos como este, para carros de bomberos o para ambulancias, porque tenemos una bocacalle en la que solo pasa un vehículo. Gracias a Dios no pasó a mayores, si esto hubiese pasado a las 6.00 de la mañana hubiésemos tenido lamentablemente locatarios quemados”, estimó Pinto.

Recalcó que de manera individual cada locatario había logrado levantar su bodega. “Somos personas de esfuerzo, que nos estábamos preparando para Navidad, por lo tanto teníamos nuestras bodegas llenas de mercadería. Son 30 años de esfuerzo en esta Feria Mayorista, que la hemos levantado con esfuerzo, con plata nuestra no de ninguna institución. Ahora lo que necesitamos es ayuda de parte de nuestras autoridades”, planteó el dirigente.

Apoyo público



Tras la intervención de voluntarios del Cuerpo de Bomberos, personal del municipio de Ovalle inició un operativo de limpieza y retiro de escombros, mediante maquinaria pesada, con el fin de que se inicie, en el breve plazo, el proceso de reconstrucción y se ejecuten las medidas definidas por la administración del recinto municipal. 

Integrantes del municipio de Ovalle se reunieron con los locatarios afectados y les indicaron que dentro de las primeras acciones está el traslado provisorio al Sector C, que se encuentra en el área que colinda con Avenida La Feria, donde se habilitarán puestos de 3,5 metros de frente y 5 metros de fondo, proceso que se realizaría lo más pronto posible, pudiendo incluso tenerlos listos este fin de semana.

Si bien, es muy pronto para indicar la duración de la reconstrucción, el alcalde (S) de Ovalle, Sergio Galleguillos indicó que “tenemos que dar soluciones, y de acuerdo a lo que me señaló el alcalde Claudio Rentería, se trasladarán todos los afectados al sector C de forma provisoria, por Avenida La Feria, para eso tomaremos las medidas, con el fin de garantizar que puedan ejercer su labor comercial con tranquilidad y en buenas condiciones, mientras se efectúa la reconstrucción”.

Galleguillos agregó que se hizo “un catastro de las personas afectadas y la labor de reconstrucción es un tarea importante y creo que este lamentable hecho es una oportunidad, para hacer una intervención de mayor envergadura y el alcalde Rentería está comprometido con esta acción”. 

Las causas del siniestro aún se encuentran en investigación.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X